En mis primeros años de trabajo como corrector, editor y ahora como redactor de contenidos, siempre ha estado una acompañante muy querida, mi taza para tomar café. Desde mis tiempos de estudiante en la Escuela Normal Gran Colombia de Caracas, cuando no estaba muy seguro de querer ser maestro de primaria, y posteriormente en el Liceo Pedro Emilio Coll de Coche, cuando me cambié a Humanidades, y comencé a pasar las noches y algunas madrugadas en vela, para dominar las conjugaciones de latín que nos enseñaba el profesor y cura Txomin Armendariz, o por algún examen de matemáticas, o devorando alguna novela entretenida y densa como El nombre de la rosa de Umberto Eco, siempre recuerdo tener a mi lado una taza de café.

Cuando comencé a trabajar como corrector de pruebas de imprenta en el Ministerio de la Defensa, o cuando ya era un flamante mecanógrafo en el Ministerio de Educación, allá en la esquina de Salas, en el sótano. De igual manera cuando pasaba algunas noches en vela cuidando a la pequeña y fuerte Rosana del Pilar, o cuando me levantaba muy temprano todas las mañanas, para llevar a la soñolienta Katherine Sofía al Colegio La Consolación en la Avenida Las Palmas, y nos íbamos cantando “Mi gata Candonga” en el Optra Limited, antes de salir invariablemente disfrutaba de mi humeante café negro, en mi taza preferida del momento.

Y es porque una buena taza, se convierte en un artículo imprescindible y entrañable en nuestra vida, representa el hogar en tu trabajo, y el trabajo o estudio en tu casa, algunas veces, cuando preparamos algún guarapo aliñado con malojillo y orégano orejón si nos sentimos decaídos o quebrantados.

Una taza es uno de esos implementos que de manera continua están presentes en nuestra vida. Muchos nos hemos convertido en coleccionistas de ellas. Otros simplemente no podemos tomar nuestra bebida preferida sin ella, porque sencillamente ya estamos habituados a tenerla cerca.

Es por ello que nosotros en H.A.M Venezuela, queremos hacerte el regalo de nuestra compañía, con nuestra maravillosa e impecable taza tipo mug, que es la clásica blanca de cerámica, que mide unos 10 cm. de alto y tiene una capacidad para unos 33 cl. Este tipo de mug que están cada vez más de moda, por encima de las tazas más pequeñas tipo café expresso, y en la que ahora todo el mundo suele tomar su café o infusión preferida, en una de este tipo. La nuestra es un mug personalizado. Es sin duda una de nuestras estrellas, de muy buena calidad, presentada y enviada en cajas reforzadas para evitar roturas en el transporte.

Estamos seguros que esta taza te permitirá sentirte acompañado de tus amigos e inclusive de tus hermanos, quienes diariamente te darán ánimo para continuar en esa ocupación o lectura que estás haciendo, una visualización de las redes sociales que tanto te gustan, compartir una buena película con tu pareja, darle un abrazo a la distancia a esa persona especial que tanto extrañas, dar una palabra de aliento, estar de nuevo llegando al aeropuerto de tu país. Nuestra taza tiene impreso el piso del Aeropuerto Internacional de Maiquetía “Simón Bolívar”, un monumento icono obra del Maestro Carlos Cruz-Diez, realizada entre 1974-1978, obra que era de bienvenida, pero que ahora también lo es de despedida; su nombre es “Cromointerferencia de color aditivo”, y se ha convertido en el símbolo de la Venezuela que emigra.

Nuestra taza tipo mug tiene impresa la frase: “Venezolano que se respeta, le echa pichón en todos lados”, sobre la obra de arte que está en el aeropuerto internacional. Estamos seguros que ella se convertirá, no tenemos duda de ello, en tu compañera permanente y fiel. Porque te sentirás junto a gente que te quiere, buena gente que aprecia tu trabajo y tu talento, gente que sueña contigo para alcanzar esa meta, lograr el éxito en ese emprendimiento, tener la fuerza para afrontar cualquier situación que se te presente, acompañarte esos domingos cuando tienes nostalgia por tu país, o cuando recuerdas a tu padre o madre que ya se han ido. Pero también disfrutar de esos pequeños trinos mañaneros que van despertándote y te saludan porque ya comenzó un nuevo día lleno de oportunidades y retos.

Nosotros tu familia de H.A.M Venezuela, quiere acompañarte constantemente y recordarte que puedes contar con nosotros, somos tus amigos por eso queremos consentirte y ayudarte con nuestra inigualable taza tipo mug, que puedes hacer tuya inmediatamente, a través del carrito de compras en nuestra tienda Online, en www.hamvenezuela.com Nada nos haría más felices que llegar a tu casa y que esta maravillosa taza, sea un recuerdo permanente de que somos tus amigos y aliados, que tenemos esta misión que es; llevar Venezuela a tu hogar, y darte ánimo dondequiera que estés recordándote tenazmente nuestro lema que tanto nos motiva: “Venezolano que se respeta, le echa pichón en todas partes”. Pide tu taza mug ya, estamos para ti en todo momento, ¡un brindis en tazas! chinchín.

Puedes visitar nuestra tienda virtual ahora, haz clic aquí.

Bibliografía

Esteva Grillet, Roldán. La decoración mural en Venezuela: apuntes para una historia. Universidad Central de Venezuela, año 2000.

Jiménez, Ariel. Color y forma en la obra de Carlos Cruz-Diez. Espacio Monitor, Centro de arte Los Galpones (sin registro de fecha).

Por Carlos Torres Bastidas, copywriter y redactor de contenidos de H.A.M Venezuela.

editorial@hamvenezuela.com

11 pensamientos en “Tu taza, compañera fiel…

  1. Franklin González

    Estamos redistribuidos por todo el mundo sembrando nuestra idiosincrasia. Muy bonito detalle en el diseño de la tasa y me identifico plenamente con el relato que realizas amigo Carlos Torres. Quiero una taza jeje saludos

  2. Carmen Castro Montes

    Ya será “EL MUG DEL VENEZOLANO” un ícono. Los felicito le echaron pichón…Excelente regalo para el Día del Padre.

  3. Yolanda Becerra

    Sinceramente el artículo es extraordinario y estoy absolutamente concedida que l@s VENEZOLAN@s somos echados para adelante ante cualquier reto que se presente así como el logo de la taza tal cual….

  4. Wilmer Torres

    Las tazas personalizadas siempre son un bonito recuerdo para cualquier persona, más aún cuando lleva impreso un mensaje que nos hace recordar nuestra casa, y para la gran diáspora venezolana, un grato momento el poder disfrutar nuestro delicioso café, con tan lindo mensaje que nos acerca al terruño, esa sensación me la han transmitido muchos amigos que tengo en el exterior, cuando consiguen una taza de peltre en cualquier rincón del mundo

  5. Adriana Mayoral

    Que ricooo , la verdad que me identifico totalmente y más en estos momentos de mi vida donde mi mayor inscripción es mi café , pero también la taza que me gusta mostrar a todos mis seguidores y contactos ..es como el icono de inspiración al ver el amanecer …Yo quiero una !!!!! Felicitaciones 🤗

Deja un comentario